Contador se hace con el maillot amarillo del Tour polémicas aparte


Por primera vez en mucho tiempo estamos asistiendo a un Tour de Francia tranquilo. Ni escándalos de dopaje, ni duelos encarnizados entre compañeros de equipo, ni sospechas. Nada de nada. Aun así la carrera ciclista por excelencia no puede vivir exenta de polémica y, caprichosa ella, quiso que la discordia llegara precisamente el día en que Alberto Contador se hacía con el maillot amarillo. Un amarillo muy criticado, ya que el madrileño pudo haberse beneficiado del problema mecánico que aconteció a Andy Schleck, el otro gran favorito para hacerse con la victoria final en la ronda gala. El luxemburgués rompió la cadena de su bicicleta en el paso por el último puerto del día, algo que Contador aprovechó para atacar y abrir hueco con su máximo rival.

Esta última frase queda muy bien para todos aquellos que se dedican a buscar tres pies a Contador. De todas formas, Alberto dejó claro al finalizar la etapa que él no fue consciente del problema de Schleck hasta que no se lo dijeron desde el equipo. Y el de Pinto no es un ciclista que se caracterize por aprovecharse de los problemas ajenos, es decir, jugar sucio. Para muestra el toque de atención que el madrileño dio al pelotón para que se esperara a los hermanos Schleck en la etapa del pavés.

En fin, para más muestras de que Contador es tan buen ciclista como buena persona, aquí os dejo este vídeo que ha publicado su página web, en el que se disculpa con su rival y amigo Andy, dando muestras (una vez más) de su calidad humana reconociendo su error:

Dejando a un lado esta pequeña polémica, este Tour está teniendo un marcado acento español, ya que Samuel Sánchez, otro de nuestros mejores ciclistas, está haciendo muchos méritos para meterse en el podio final de París. Joaquín Rodríguez y Luis León Sánchez también están entre los 10 primeros en la clasificación general, lo que demuestra la buena salud del deporte de la bicicleta en nuestro país.

Analizemos ahora las últimas etapas de la ronda gala, que ya están aquí. La etapa de hoy viene con efeméride incluida, ya que hoy se cumplen 100 años de Pirineos en el Tour. Peyresourde, Aspin, Tourmalet y Aubisque. Cuatro puertos de altura, como en los viejos tiempos. Creo que la etapa de hoy no será relevante para la clasificación final, yo diría que las etapas que decidirán el ganador del Tour 2010 serán la que tiene como meta el Tourmalet (es decir, la del jueves) y la clásica contrarreloj del penúltimo día de carrera. Contador sólo tiene ocho segundos de ventaja respecto a Schleck, no debe fiarse ni un pelo. Si yo fuera él abriría hueco en cuanto se me presentara una ocasión propicia para ello. Si en estas dos etapas no sucediera eso la carrera se decidirá contra el reloj, y ahí el de Pinto tiene todas las de ganar. Hoy tendrá que vigilar muy bien sus espaldas, el pequeño de los Schleck ya ha dicho que si puede recuperar lo perdido ayer no se lo pensará dos veces.

Yo sigo pensando que Contador se crece con el amarillo encima. Sólo un aguerrido luxemburgués puede evitar ya  que “el Pistolero” se haga con su tercer Grand Boucle.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s