El final de un ciclo


Este artículo no será una crónica al uso. Si esperábais un resumen detallado de lo que fue el España-Serbia de cuartos de final del Mundobasket, aquí no podréis encontrarlo. Esto es un artículo de opinión, ha pasado suficiente tiempo (48 horas) para que otros se encarguen de narrar cómo transcurrió el partido. Aun así, incluiré la estadística del partido, ya que también se hablará de él aquí.

Organizemos los asuntos a opinar en seis puntos:

1. Lo primero que debemos hacer los buenos aficionados al baloncesto es dar las gracias a este grupo de jugadores y amigos, que tantos éxitos han conquistado y que tanta alegría han generado en los últimos 4 años. Oro en el Mundial de Japón 2006, plata en el Europeo de Madrid 2007 , otra presea plateada en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 y de nuevo un oro, el último hasta la fecha, en el Europeo de Polonia 2009. Han abandonado el barco paulatinamente entrenadores (Pepu Hernández y Aíto García Reneses) y jugadores (Sergio Rodríguez, Carlos Cabezas, Berni Rodríguez, Carlos Jiménez), sin cuya aportación estos éxitos nunca hubieran sido lo mismo. Mención especial merece el ex capitán Jiménez, al que tanto se añora en los tiempos que corren en el equipo nacional y que realizó una aportación poco valorada en el momento en el que tuvolugar y que ha acabado siendo un trabajo sucio no valorado plenamente en su día, pero muy importante.

2. Hay que asumir que la derrota ante Serbia en cuartos de final de este Mundial significa el fin de la etapa más gloriosa de la larga historia de la selección española de baloncesto. No estoy diciendo que los éxitos no vuelvan a llegar, es más, confío en que volveremos a lo más alto en poco tiempo. Es el final de un ciclo porque hay varios jugadores a los que ya no volveremos a ver demasiado jugando con España. Es el caso de Jorge Garbajosa o Álex Mumbrú, que han sido piezas clave en los triunfos pasados. Navarro y Felipe Reyes llegarán hasta, por lo menos, los Juegos Olímpicos de Londres, algo similar ocurrirá en el caso de Pau Gasol. Este grupo no volverá a juntarse de nuevo en su plenitud, habrá que asumirlo.

3. ¿Hay relevo generacional para este grupo? La respuesta es que sí, pero más a largo plazo que a corto. Los más jóvenes del equipo, como son los Rudy, Marc, Ricky, Claver, Llull y compañía todavía tienen mucha tela que cortar en cuanto a su carrera con la selección. Lo que más preocupa es qué pasará cuando ellos también dejen de jugar con la camiseta rojigualda. Cierto es que en categorías inferiores solemos llevarnos una buena cosecha de medallas casi todos los veranos, pero no hay ningún jugador/es que sobresalgan por encima del resto de una manera espectacular, como es el caso de la generación del baloncesto serbio que nos eliminó de la lucha por las medallas el pasado miércoles. Pau Ribas, Nicola Mirotic, Carlos Suárez o Pablo Aguilar son algunos de los hombres en los que están puestas las esperanzas de lograr un cambio generacional sin demasiados sobresaltos.

4. ¿Qué podemos decir del partido del miércoles? Pues que nos relajamos en exceso. No jugamos como ante Grecia, pero al menos aguantamos el tipo hasta el final. Dimos demasiadas alas a Serbia, con el consiguiente problema de ir a remolque suyo durante casi todo el partido. No defendimos nada bien, les dejamos usar el tiro exterior (una de sus principales armas) cuanto quisieron y dominaron la pintura. Si hay que destacar a alguien de España creo que sólo jugaron bien al 100% Navarro, Garbajosa y Rudy. Ricky y Marc volvieron a mostrar lagunas y el banquillo volvió a no dar señales de vida. Uno de los principales problemas de la era Scariolo, a mi parecer, es que se ha dejado de aplicar la máxima de que la totalidad de los jugadores que conforman el equipo son importantes. Ni Fernando San Emeterio ni Víctor Claver han disfrutado de minutos importantes en el torneo. El caso del jugador del Power Electronics Valencia ya dura dos años, y eso que entró como fijo en el equipo para sustituir al gran Carlos Jiménez. En fin, al final la sangre fría de una nueva estrella del basket mundial, Teodosic, nos dejó sin poder pelear por las medallas una vez más.

5. Hablemos de Sergio Scariolo. Debo reconocer que no me transmite el mismo “feeling” que sus predecesores en el cargo. Es el seleccionador de esta etapa gloriosa que más partidos ha perdido y al que más se ha criticado con diferencia. En Polonia 2009 la cosa se pudo solucionar a tiempo, pero aquí ha quedado claro que la defensa del equipo ya no va acorde con el ataque. Hemos tenido serios problemas defensivos y con el rebote, algo que no nos había ocurrido antes. También pienso que se ha abusado demasiado del tiro exterior, pudiendo aprovechar los recursos del buen juego interior que presenta nuestra plantilla. Ha habido momentos en los que el sistema defensivo elegido no ha sido el oportuno y demás. No creo que Scariolo deje el cargo, tampoco pido que se marche. Es uno de los mejores entrenadores que ha pasado por el baloncesto español, hay que seguir confiando en su mano, aunque a veces sus decisiones sean más que cuestionables.

6. Termino este artículo de opinión hablando del caso Gasol. He podido leer hirientes críticas hacia su persona, cuando en otros países hay más de un jugador destacado que no va a la selección y nadie dice nada. Tenemos que tener en cuenta que Pau Gasol ha sido subcampeón y campeón NBA en los tres últimos años, lo que significa que lleva todo ese período de tiempo disfrutando de temporadas de más de 100 partidos disputados. El cuerpo tiene que decir basta en algún momento y necesita un descanso. Tenemos que asumir que Pau Gasol no estará siempre disponible para jugar con España a partir de ahora, condición de estrella NBA obliga. Eso no significa que el culpable de todos los males de la selección sea él, que tiene todo el derecho a un parón de vez en cuando. Esto, unido a la baja de última hora de otro puntal, José Manuel Calderón, acabó mermando nuestro juego. Lo dicho, habrá que aprender a vivir sin Pau para cuando toque.

Ésta es la opinión del que escribe sobre el asunto. Espero que haya sido de vuestro agrado. Sólo deseo que la selección vuelva a recomponerse cuanto antes y que volvamos a verla pronto luchando por los títulos. En Lituania 2011 habrá oportunidad de resarcirse de esta dolorosa situación.

Serbia 92
España 89

Serbia: Teodosic (12), Bjelica (14), Rasic (-), Velickovic (17), Perovic (2) -cinco inicial- Krstic (13), Paunic (-), Savanovic (15), Markovic (-), Tepic (2) y Keselj (17).

España: Rubio (3), Navarro (27), Fernández (15), Garbajosa (18) y Marc Gasol (13) -posible cinco inicial- López (-), Llull (4), Reyes (2), Mumbrú (3), San Emeterio (-) y Vázquez (4).Parciales: 27-23, 22-18, 18-23 y 25-25.

Árbitros: Estevez (ARG), Kennedy (USA), Aylen (AUS). Eliminados por personales Markovic (Serbia) y Bjelica (Serbia).
Pabellón: Sinan Erden Dome de Estambul. 15.000 espectadores.
Anuncios

2 pensamientos en “El final de un ciclo

  1. ná, Scariolo fuera. Si analizamos el juego de España, son muchas las cagadas tácticas, dilo abiertamente, el gran culpable del mal juego de una gran selección es el entrenador.

  2. Scariolo…fatal, quizás sea muy bueno con otros jugadores, pero con éstos…no sabe dirigirlos, corta demasiadas alas, no sabe jugar con toda la plantilla, es muy significativo que 2 eliminados con 5 faltas de los serbios y ninguno de España…pon banquillo perro-presa sobre los tiradores de 3 serbios y asfíxialos! y el resultado hubiera sido muy diferente…los serbios tampoco es que sean unos magos moviendo el balón, me refiero, pasando, y nosotros tampoco lo hemos movido muy bien, digo seleccionando el tiro…, en fin, si hubiera dado más confianza a Claver, y los demás ‘suplentes’ otro gallo nos hubiera cantado…los ves en la liga y son muy buenos…es imposible que en un mundial no lo hagan igual. Fran Vázquez, superior! mi gran noticia! tenemos otro pivot colosal! realmente intimida tela. Yo creo que teníamos que haber buscado el juego interior, pero tambien seleccionar mejor el exterior, tirar más desde la pintura…por lo demás, han llegado nuevos a un equipo que era una piña, hace falta más tiempo para que se acoplen como es debido. Y mala suerte por lo demás, igual semi pero en cuartos, que contra Argentina, allí pudimos pasar, esta vez no, tampoco hay que rasgarse las vestiduras. Para mí una pena, si hubiésemos tenido a Brasil, España, Argentina, Serbia y EEUU como equipos posibles semifinalistas, hubiéramos visto otro final de Mundial…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s